Necesaria, una reforma para una mayor calidad en la enseñanza

Universidades de AL deben cumplir con parámetros de exigencia: Rivero

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Si siguen modelos de UNAM y USAL, las instituciones mejorarán la educación que imparten, afirmó el rector salmantino

Mirtha Hernández, 05 de abril de 2018

Las universidades de gran tradición como la UNAM y la de Salamanca (USAL) tenemos que insistir en que una universidad es donde se crea conocimiento profundo, se transmiten valores y se traslada con rigor y exigencia a las nuevas generaciones; y también debemos pugnar porque toda aquella que quiera denominarse universidad siga esos mismos parámetros.

Así lo afirmó el rector salmantino Ricardo Rivero Ortega, de visita en la UNAM, previo a su participación en la VII Asamblea General Extraordinaria de la Unión de Universidades de América Latina y el Caribe (Udual), en la que titulares y especialistas de instituciones de la región discutirán sobre el papel de la universidad en el siglo XXI, cómo proteger su prestigio y la manera en que estas casas de estudio contribuyan al desarrollo de sus entornos.

Foto: Erik Hubbard.

Rivero explicó que es indispensable una reforma a los sistemas universitarios de Latinoamérica para alcanzar mayor calidad en la educación superior, pues han proliferado iniciativas que comercializan títulos y devalúan el concepto del nombre de universidad.

“Muchas universidades latinoamericanas necesitan cierta nivelación hacia arriba y sólo con modelos como los de la UNAM y la de Salamanca van a alcanzarlo. Si éstas se fijan en estos paradigmas y se formulan propuestas de cómo deben ser los perfiles de los profesores, el impulso a la investigación y la docencia de calidad, se podrá lograr que un porcentaje mayor de la población reciba la educación superior que nuestra sociedad requiere hoy”, aseveró.

Sólo las que consigan que un alto porcentaje de su juventud tenga una educación superior de calidad progresarán como sociedades del conocimiento, agregó Rivero, también experto en gestión universitaria.

Por el contrario, advirtió, si por descuido del poder político y desinterés en la educación superior se permite devaluar el concepto de universidad, se estará menoscabando el prestigio y misión de esta institución.

“No debemos ser condescendientes con los abusos que se están cometiendo con el nombre de la universidad en el continente, pues lo que está en juego es la formación de las futuras generaciones.”

La UNAM, prosiguió el rector, es el modelo del concepto de universidad en México y la USAL es el arquetipo de universidad en España. Además, recordó, los estatutos de la institución salmantina fueron retomados para formar las primeras universidades latinoamericanas.

Su visita a la UNAM, dijo, busca también reforzar los vínculos entre ambas entidades, que tienen como criterio de calidad su compromiso social y comparten como misiones esenciales la docencia, la creación y la transmisión del conocimiento.

Ochocientos años

Este 2018 la USAL celebra el octavo centenario de su fundación y los días 20, 21 y 22 de mayo recibirá a cerca de 700 rectores de todo el mundo para hablar de los desafíos de la educación superior.

Además, se recordarán los 50 años de las revoluciones estudiantiles de 1968 y el exilio español y su aportación al desarrollo universitario mexicano. Se realizarán producciones cinematográficas sobre distintas personalidades del estudio, entre otras actividades.

“Queremos conmemorar los personajes que compartimos como el primer rector de la Real y Pontificia Universidad de México, Francisco Cervantes de Salazar –bachiller por Salamanca e introductor del humanismo en México–; a los profesores del exilio español como Luis Recaséns, catedrático de filosofía del derecho, que creó escuela en México, además los 500 años del encuentro entre culturas”, dijo.

Rivero Ortega concluyó agradeciendo a la UNAM y a México la hospitalidad con sus académicos y estudiantes, quienes han aprendido de la vocación cultural y universitaria del país.