Se efectuará en Bilbao, del 19 al 22 de noviembre

Académico de la FAD, a la Feria Internacional de Grabado y Arte

Enrique Guadarrama, uno de los cuatro artistas elegidos para participar en el festival

Enrique Guadarrama Solís, egresado de la Facultad de Artes y Diseño, y profesor de la misma, es uno de los cuatro artistas seleccionados para estar presente en la Feria del Festival Internacional de Grabado y Arte sobre Papel (FIG Bilbao), que se celebrará entre el 19 y 22 de noviembre en la ciudad española. Guadarrama Solís, fue escogido de entre 16 artistas para estar en el prestigioso evento.

El primer paso que Enrique Guadarrama tuvo que superar, fue estar dentro de los 16 artistas escogidos para el Open Portfolio FIG Bilbao, evento que apoya y proyecta a los nuevos talentos de la gráfica contemporánea, y que selecciona a los cuatro más importantes para el festival en noviembre.

“La FIG Bilbao es un evento, el open portafolio es una parte del FIG, es una selección de artistas internacionales por convocatoria, se envía un dossier con imágenes, descripción de nuestro trabajo, se presenta lo que cada quien hace, y un jurado determina cuatro participantes. No es una sola cosa, pero la FIG es el encuentro de gráfica, el open portafolio es la primera instancia” comenta el artista, también profesor de la FAD.

“FIG Bilbao es encuentro internacional de gráfica, explica, que lleva varios años sucediendo y está agarrando bastante importancia, es mucho para artistas emergentes, los que van con buenos pasos, pero que todavía no tienen un nivel tan elevado como artistas consagrados o con reconocimiento internacional, pero que van dando estos pasos para establecerse y tener más importancia a nivel internacional. Bilbao tiene una serie de apoyos institucionales que lo vuelven un lugar bastante especial para la gráfica donde hay mucho interés por la cultura y por continuamente promover el festival como una plataforma internacional. No es la primera vez que quedamos artistas mexicanos. El año pasado hubo cuatro o cinco selecciones, y este año algo similar, el año pasado todos los mexicanos provenían de la FAD de la UNAM”, señala el académico.

El universitario cursa una maestría en Oslo, Noruega.

Origen Puma

Guadarrama Solís actualmente realiza una maestría en Oslo, Noruega, sin embargo, siempre poner por delante su origen universitario: “A mí siempre me da mucho gusto presentarme como artista mexicano y artista de la UNAM, son mis dos banderas… la Universidad es muy generosa, y es una institución única en el mundo que permite acceder a la educación superior y educación especializada a un sector muy amplio de la población, al menos mi familia le debe todo lo que somos a la UNAM, yo siento que le debo más de lo que podría pagarle”, asegura Guadarrama Solís.

Egresado de la Facultad de Artes y diseño, y actualmente profesor de la misma, Enrique Guadarrama señala que muchas veces es importante encontrar el taller correcto en el momento correcto, y que, aunque hay retos por resolver, una de las grandes ventajas de la FAD son los talleres, y el conocimiento de esos talleres. “Las áreas especializadas en cerámica, escultura en madera, xilografía, huecograbado, pintura, fotografía, son talleres muy buenos con gente que tiene el conocimiento, ese conocimiento debe estar disponible para alumnas y alumnos todo el tiempo para tener mejores resultados”.

“La FAD conserva conocimiento del cómo hacer las cosas, me refiero a la tradición del grabado, de la cerámica, de la pintura, esta cocina de saber moler los pigmentos y preparar óleos, de saber tomar materias primas y generar barnices para el grabado, saber mezclar los diferentes barros para diferentes resultados, en fin , es un conocimiento muy extenso, sumamente importante y solamente se puede transmitir más que por el hacer, y por la prueba y error; entonces tener al frente de los talleres, a profesores y profesoras que llevan mucho tiempo y a quienes se les heredó también ese conocimiento, hay una línea muy grande  que sigue presente y que es muy importante, y a nivel internacional yo creo que también es excepcional”, apunta Guadarrama.

“Tengo de manera muy consciente esta noción de tradición, de este conocimiento heredado, que a través de generaciones se mantiene y conserva, y conservarlo es muy difícil porque se requiere un compromiso, pero perderlo es sumamente fácil. Estoy en Oslo en una maestría y conozco a mucha gente, colegas de Madrid, Amberes, otras ciudades, y me entero que por ejemplo, la preparación de barnices no es un conocimiento que se tenga, falta que alguien no la transmita y se pierde instantáneamente, y también por la forma en la que me acerqué al grabado: cuando era niño mis padres me llevaron a un taller infantil, y para mí ha sido muy importante encontrarme con los materiales, las herramientas, las cosas, 20 años después en ese mismo espacio en el que me encontré cuando niño, ahora aprendiendo toda esta tradición de profesores, profesoras, con gran experiencia y una trayectoria impresionante, como la profesora María Eugenia Figueroa, el profesor Jesús  Martínez, posteriormente colegas como Víctor Ríos o Santiago Ortega, muchos con un gran compromiso con la enseñanza y con la institución, además de con ese conocimiento heredado”.

“Para mí esa tradición es un núcleo de lo que hago y a partir de allí es como construyo ideas mías, con lo que encuentro alrededor de mis intereses, como la literatura, los números, la precisión, el caos, todo eso, pero siempre empiezo con algo muy simple que son cómo funciona la estampa, y es el registro de algo sobre otra superficie” señala Guadarrama Solís.

Fotos: cortesía FIG Bilbao.

Movilidad

“La UNAM tiene un programa de movilidad increíble”, comenta Guadarrama, y agrega “la movilidad sí siento que es una de las cosas más importantes que me formó y que muchos estudiantes tienen posibilidad de conocer muchas perspectivas; viajar abre panoramas de una manera excepcional al confrontarte con el otro, siempre con esta idea de lo ajeno a mí, aquello que es contrario en cultura, en conocimiento la visión distinta de la confrontación, se obtiene una perspectiva más amplia. Como estudiante hice un semestre en la Universidad de Edimburgo, y con el paso de los años me di cuenta que había sido fundamental para mí, para mi forma de entender las cosas y de pensar. La UNAM tiene programas que dan esa posibilidad, que te permiten ir a las mejores universidades del mundo, ir y encontrarnos que estamos a la altura de pensamiento, de ideas, con quienes estudian en otros lados y eso es sorprendente y enriquecedor”.

Influencias

Sobre sus influencias y sus fuentes de inspiración, el artista señala que “leo de todo, ficción, ciencia ficción, teoría del arte, ensayos de arte contemporáneo, historia del arte, pero una de las cosas que más me definió fue leer toda la obra de Tolkien y luego empaparme de mucha ciencia ficción, Ray Bradbury, George Orwell, Kurt Vonnegut, fueron muy importantes, igual la literatura hispanoamericana: Cortázar, Borges, Bioy Casares, y Juan Rulfo me define, igual que a todos los que tenemos a México en el corazón, y por allí James Joyce fue muy importante personalmente. Retrato del Artista Adolescente, que en inglés es Portrait of the Artist as a Young Man, es muy importante para mí, me encontré con muchos paralelismos con mi manera de entenderme como artista. El Ulises, que me llevó casi cinco años leer, pero algunas de mis obras se tratan de Joyce. Virginia Woolf, que también es muy importante para aproximarme y empaparme de textos feministas, tema que me gusta estudiar y aprender. Y algo más reciente Thomas Pynchon, un libro que se llama Gravity’s Rainbow, que siento que puedo hacer un proyecto con eso, es muy compleja y al mismo tiempo absurda.

Importancia de la FIG Bilbao

Apuntó que hay varias bienales y concursos en el ámbito mundial y todas construyen a lo qué es la gráfica en este momento; cada concurso pasa por la perspectiva de quien esté como jurado, cada una provee diferentes visiones; hay quienes optan por algo más dibujístico, otras por algo más experimental, pero al final todas van empujando hacia saber qué es la gráfica en este momento. “La FIG tiene de interesante es que la perspectiva es sumamente amplia, este año y los anteriores, ha habido cosas que tienen mucha calidad en diferentes entendimientos, desde algo muy virtuoso en el dibujo, hasta algo muy experimental en el proceso, internacionalmente ya es una de las citas obligadas para prestarle atención, que son importantes, la FIG tiene una identidad sumamente fuerte y tiene mucha participación de México”.

Enrique Guadarrama expresó finalmente que siempre hay retos, que se sufre. “Hay pesares, sobre todo económicamente, gran incertidumbre, pero trabajando en el arte y haciendo lo que nos nace, se logra algo mucho más grande de lo que imaginamos, y eso tiene enorme valor. A los jóvenes artistas, les diría que no se rindan”.

También podría gustarte